MENDOZA - Algunos comercios de Mendoza ya pagan los sueldos en cuotas

ECONOMIA - De acuerdo con datos de la FEM la caída interanual de ventas en los comercios de Mendoza es de 13% (el algunos rubros llega a 20%).


Las ventas minoristas acumulan una baja del 13% interanual en Mendoza y tras las PASO, las dificultades del sector comercial se acentuaron.

En este contexto, la cadena de pagos se vio afectada, y con ella, uno de sus últimos eslabones: el pago de sueldos.

Tal es así, que muchos comercios han comenzado a abonar los salarios de sus empleados en cuotas.

Uno de los casos más llamativos, es el de una reconocida empresa dedicada a la comercialización de electrodomésticos.

Los conflictos de la compañía datan de principios de año, cuando comenzaron a pagar los sueldos en cuotas, primero en dos y luego lo extendieron hasta seis, pero en la última semana directamente los pagos cesaron y los empleados entraron en asamblea con retención laboral.



“La semana pasada hicimos manifestaciones y tomamos varias determinaciones. Hoy estamos en asamblea porque no pagan desde setiembre. Se arregló por el Procedimiento Preventivo de Crisis un pago en dos cuotas y que el primer aguinaldo se abonaría en tres veces, pero se ha pagado una sola cuota”, explicó Fernando Ligorria, secretario general del centro de Empleados de Comercio (CEC).

De acuerdo con el representante gremial, la compañía ya había empezado a pagar sueldos en partes en enero de este año, pero después de agosto la situación se complicó aun más. “Los trabajadores tienen que sustentarse y no trabajar gratis”, señaló.

“Tenían hasta noviembre (para desempeñarse en el marco del acuerdo firmado). Después se iba a revisar el procedimiento, pero la situación se agravó y la falta de pago en los salarios nos llevó a esto”, agregó el representante gremial.

Hasta la fecha, el negocio de electrodomésticos es el único con procedimiento declarado y pago en cuotas acordadas de manera oficial, pero según alertó Ligorria, en las pymes (empresas pequeñas, comercios, rotiserías, kioscos), se vive la misma problemática.
Ventas a la baja

Según el vicepresidente de la Federación Económica de Mendoza (FEM), Adolfo Brennan, “el sector comercial atraviesa una serie de inconvenientes” que producen grandes dificultades, como los problemas para pagar los salarios.

“El rubro de los bienes durables ha sido el más golpeado. Otros son más flexibles y se han adaptado a la realidad, pero la baja del consumo atraviesa a todo el sector”, explicó.

De acuerdo con el empresario, hasta el momento la baja del consumo interanual acumulada es del 13%, y aunque el impacto de la pérdida del poder adquisitivo se ha morigerado gracias a diversas acciones, como el Ahora 12, la crisis se extiende a todos los rubros.

Las ventas en cuotas son fundamentales, ya que “la gente programa los pagos para ganarle a la inflación”, pero la merma del sector se notó incluso en el Día de la Madre (uno de los días de mayor expectativa para los comerciantes, seguido por las fiestas de fin de año).

Brennan explicó que desde hace tiempo están solicitando acciones diferenciales para las pequeñas y medianas empresas: reducción de alícuotas, menores contribuciones patronales, suspensión de adelantos de Impuesto a las Ganancias, y un sistema impositivo diferencial).

Por ahora, el sector  comercial ha encontrado alivio solo en los planes de ventas en cuotas que son financiados por el Gobierno Nacional.

El pago del bono, en riesgo

No solo la cancelación de sueldos genera dificultades, sino que muchos comercios todavía tienen pendiente el pago de $ 5.000 que decretó el Gobierno para octubre como parte de las medidas de alivio para la clase media.

Adrián Alín, presidente de la Cámara Empresaria, Comercio, Industria, Turismo, y Servicios (Cecitys) , señaló que el bono de fin de año de 2018 ya mostró las dificultades del sector para asumir nuevos compromisos de pago.

“Hay empresas que están pagando el aguinaldo en cuotas, todavía no terminan de cancelarlo y ya tienen que pensar en el nuevo bono”, indicó.

“Las pymes son las que más lo sufren. Las grandes empresas se anticiparon y en 2017 redujeron costos, achicaron estructuras y despidieron personal.

El pequeño y mediano comerciante, que no tiene capacidad de maniobra, llega a acuerdos con sus empleados, que son quienes ven cómo está realmente la situación”, cerró Alín.

Algunos rubros se han achicado más de 20%

Desde la Federación Económica de Mendoza (FEM) manifestaron que los comercios que venden bienes durables son los que más sufren de la caída de ventas.

Las estadísticas de la Dirección de Estadísticas e Investigaciones Económicas (DEIE), confirman esta situación.

De acuerdo a los últimos datos disponibles, en el primer semestre del año la facturación de los comercios de electrodomésticos y electrónica se desplomó un 32,6% en relación a igual período del 2018.

Fue notable también la retracción de las jugueterías (tuvieron una baja del 24,5%) y de los comercios dedicados a la venta de amoblamientos y decoración para el hogar, con una caída del 20,3%.

Comentarios